1. Home
  2. Artículos
  3. de
  4. opinión
  5. Carta abierta
carta-abierta2
carta-abierta1
carta-abierta

Carta abierta

0
0

 

Lic. Manuel Velasco Coello, Gobernador Constitucional del Estado de Chiapas.

Lic. Fernando Castellanos Cal y Mayor, Presidente Municipal de Tuxtla Gutiérrez.

Lic. Raciel López Salazar, Titular de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE).

Lic. Juan Óscar Trinidad Palacios, Presidente de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos (CEDH).

Comunicado/Trascender Online Noticias

Con base a los hechos registrados en la colonia Paso Limón, donde el que suscribe, periodista Daniel Pérez Aguilar, impacté de manera accidental con la parte posterior de mi vehículo, un coche compacto de las siguientes características: Dodge Attitude, la parte delantera de un camión tres toneladas que se encontraba estacionado y, según testimonio de los vecinos, con fallas mecánicas por más de tres meses, sin que lo movieran, porque tenía problemas y derivado de ello fui salvajemente atacado y humillado, a pesar de mi intención de arribar a acuerdos satisfactorios para ellos, respondiendo por los daños ocasionados, siempre y cuando estos fuesen justos.

Y me amanezco con la noticia de que la supuesta víctima (Blanca Ruby Domínguez Pola) hizo una publicación con la que pretende confundir a las autoridades, así como al público en general, quiero hacer de su conocimiento los siguientes puntos aclaratorios:

10 años de experiencia en el periodismo estatal me respaldan. Ni mis respetados compañeros de profesión, ni quien suscribe, somos unos seudoperiodistas, como refiere Blanca Ruby Domínguez Pola en sus comentarios intimidatorios, misma que pretende extorsionarme con la cantidad de $ 35, 000.00 (TREINTA Y CINCO MIL PESOS 00/100 M.N.) sin saber de dónde sacó tal cantidad para la reparación de los supuestos daños generados por mi vehículo compacto al pesado camión tres toneladas. Blanca RubyDomínguez Pola es una persona que hace uso de acciones que no son justas ni mucho menos conforme a derecho, porque de manera abusiva pretende extorsionarme, ya que refiere que solamente que le otorgue la cantidad antes señalada me hará la devolución de mi vehículo automotor. Y tan abusiva que no dice dónde está mi carro, o qué hizo con la factura que sustrajo, por esa razón acudí oportunamente ante  las autoridades competentes para poder dirimir nuestras diferencias, ante el órgano jurisdiccional competente.

Soy yo quién acudo de inmediato a presentar mi querella, y ella lo hace tres días después. ¿Por qué razón no se querelló antes que el suscrito, si se supone que ella es la ofendida? Lo hace al conocer que los medios de comunicación dan pormenores de su conducta incorrecta al hacerse llamar agente del Ministerio Público, y que hoy día sé que ni ella, ni el tipo que me golpeó son funcionarios de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), pero el día de los hechos ellos fueron enfáticos al apersonarse como funcionarios de la PGJE.

El día de los hechos NO conducía mi vehículo bajo los influjos del alcohol, como pretende confundir Blanca RubyDomínguez Pola a la opinión pública. Existe un parte de novedades, de la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito Municipal (SSPyTM), documento que debe ser incorporado a la CI y/o a la RA. Y  seguramente dará la razón a lo que aquí expongo.

Luego del percance, sin mediar palabra fui atacado a golpes por Blanca Ruby Domínguez Pola y su padrastro “Don Beto”, mientras que la madre de la acusada, Blanca Lidia Pola, y otra persona, hasta ahora sin identificar, intimidaron a mi acompañante, también periodista de varios años. Momentos después, y ya  golpeado y sangrando de boca, con raspones en costillas y brazos, nos  corrieron del lugar y de manera prudente decidí retirarme, quedándose estas persona con  mi vehículo en el sitio de los hechos, me salí del lugar, debido a que fuimos amenazado de muerte por estas personas, porque no niego que actuaron de manera tan precisa y contundente que nos dio miedo de sufrir más agresiones físicas, ya que Blanca Ruby Domínguez Pola y su supuesto padrastro, se ostentaron como ministerio público y guarura de la PGJE, respectivamente. Quiero aclarar que en la unidad vehicular  tenía mí celular, iPhone 4, así como 700 pesos en efectivo y la factura de mi automóvil endosada, pues al siguiente día hábil realizaría trámites ante la Secretaría de Hacienda del Estado para regularizar la posesión, ya que mi deseo era venderlo en  semanas posteriores.

En ningún momento me he negado a pagar los daños ocasionados al vehículo tres toneladas. Siempre y cuando sean determinados por un perito en mecánica y hojalatería. Tal es así, que el viernes 18 de los corrientes arribé al lugar del percance vial (donde fui despojado de mi automóvil) con dos grúas de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSyPC), dependencia que de manera oportuna brindó el apoyo ciudadano, así como con el propietario del Taller de Mecánica General y Hojalatería “El Especialista”, y dar solución al problema causado.  Sin embargo, grande fue mi sorpresa, ya que Blanca Ruby Domínguez Polaintentó extorsionarme con  la cantidad de 35 mil pesos, argumentando -según ella- que a esa cantidad ascienden los daños ocasionados a su tres toneladas por mi persona, diciéndome que si no tenía dinero, mi vehículo sería la moneda de cambio; total, ellos ya habían procedido a asegurar el carro y la factura del mismo, comencé a razonar, tranquilamente analicé el problema de arbitrariedad y abuso de parte de estas personas, opté por  retirarme del lugar con la intención de interponer mi querella ante la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE): R. A. 6517-101-0101-2016 y con fecha de inicio 19 de noviembre de 2016, lo hice.

Hago del conocimiento de las autoridades que Blanca RubyDomínguez Pola ha utilizado una fanpage para desprestigiar tanto a mí como a mis compañeros periodistas, quienes han dado seguimiento profesional a este lamentable caso de robo de vehículo con violencia.

Confío plenamente en que las autoridades competentes harán valer el estado de derecho para el resarcimiento de los daños generados a mi persona, y de manera pública hago saber que no me niego a responder por los daños causados a su vehículo tipo camión tres toneladas, pero no al valor o precio que ella y su padrastro pretenden cobrarme mediante la EXTORSION. Siempre doy la cara y prueba de ello es que oportunamente me constituí a las oficinas de la PGJE, porque creo en las instituciones y tengo temor por lo que pueda pasarme, ya que el padrastro es la persona que me golpeó como quiso.

 

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *