trascender on line

Se acaban opciones con Norcorea

Estados Unidos elevó de nuevo la presión en el conflicto que mantiene con Corea del Norte, al destacar que se están quedando sin opciones diplomáticas para llegar a una solución pacífica. Sin embargo, el régimen de Pyongyang prometió completar el programa nuclear de su país a fin de establecer un “equilibrio” del poder militar con Washington, indicó la agencia de noticias estatal.

La embajadora de EU ante Naciones Unidas, Nikki Haley, aseguró que el Consejo de Seguridad de la ONU no tiene opciones para contener el programa nuclear de Corea del Norte e insinuó que, de no cambiar el rumbo de la situación, su gobierno pondrá el asunto en manos del Pentágono.

“Hemos agotado casi todas las cosas que podemos hacer en el Consejo de Seguridad en este momento”, dijo Haley al programa Estado de la Unión, de la cadena CNN. “Queríamos ser responsables y pasar por todos los medios diplomáticos para llamar su atención en primer lugar. Si eso no funciona, el general [James] Mattis se encargará de ello”, afirmó.

Haley insistió en que la Casa Blanca está “intentando cualquier otra posibilidad”, pero “hay muchas opciones militares en la mesa”.

El asesor de seguridad nacional de EU, H.R. McMaster, dijo que Corea del Norte “tendrá que abandonar sus armas nucleares porque el presidente ha dicho que no tolerará a este régimen amenazando a EU, amenazando a nuestros ciudadanos, con armas nucleares”. Al preguntársele si ello significa que Donald Trump está dispuesto a lanzar un ataque militar, respondió que el mandatario “ha sido muy claro en eso, en que todas las opciones están abiertas”.

En tanto, el presidente Donald Trump se mofó ayer del líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, a quien llamó “Hombre Cohete”, en alusión a sus ensayos con misiles.

“Hablé con el presidente Moon [Jae-in], de Corea del Sur, ayer por la noche y le pregunté qué tal le va al Hombre Cohete”, escribió Trump en Twitter, quien en un segundo mensaje añadió irónicamente: “Hay largas filas para cargar combustible en Corea del Norte. Qué mal”, en alusión a las sanciones impuestas por el organismo internacional tras uno de los últimos lanzamientos de misiles por parte de Pyongyang.

Las sanciones impuestas la semana pasada por el Consejo de Seguridad de la ONU incluyen la reducción en la cuota de petróleo que Pyongyang puede importar, aunque todavía no se ha confirmado cuál ha sido su impacto real en la economía norcoreana.

Moon y Trump coincidieron en la necesidad de “implementar a fondo” las medidas sancionadoras para que Corea del Norte vea que de seguir con su actitud “sólo se aislará más diplomáticamente y se enfrentará a más presión económica”, lo que le llevará “al colapso”, reveló la oficina presidencial de Seúl.

La conversación entre ambos líderes se produjo tras el lanzamiento el viernes de un nuevo misil por parte de Corea del Norte, que de nuevo sobrevoló territorio japonés antes de caer en aguas del Pacífico.

Ambos coincidieron en “ejercer más presión práctica” sobre Corea del Norte, incluyendo la aplicación de la nueva batería de sanciones adoptada por unanimidad por el Consejo de Seguridad de la ONU esta semana, en respuesta al sexto y más potente ensayo nuclear del país asiático, ejecutado el 3 de septiembre.

Los dos presidentes acordaron continuar trabajando en el asunto en el marco de la Asamblea General de la ONU, que se celebra esta semana.

Sin embargo, ante esta situación el líder norcoreano, Kim Jong-un, reiteró que busca completar el programa nuclear de su país para tener un “equilibrio” del poder militar con EU.

Kim hizo el comentario durante su inspección del lanzamiento de un misil balístico de alcance intermedio Hwasong-12, que sobrevoló Japón el viernes, informó la estatal Agencia Central de Noticias de Corea del Norte (KCNA), citada por Yonhap.

Según citó la KCNA a Kim, el líder norcoreano dijo que hay que mostrar a los mandatarios de las grandes potencias cómo Corea del Norte alcanza la meta de completar su poder nuclear pese a las infinitas sanciones y bloqueos. Subrayó “la necesidad de finalizarlo con todos los esfuerzos ya que ha llegado casi a su final” y remarcó que fue el segundo lanzamiento del misil sobre Japón en menos de un mes, por detrás del sexto y más potente ensayo nuclear. Kim indicó que “la meta final es establecer equilibrio de poder real con EU y hacer que descarten una opción militar”.

Por El Universal

 

0 Comentarios Unirse a la conversación →


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciocho − 13 =